Análisis: 20th Century Boys

por sora63 el 14 febrero, 2019
Comic/MangAnime
20th Century Boys 1

«¡Un caluroso aplauso para los salvadores de la humanidad!»

Es un honor para mí estar escribiendo para el Magazine y empezar con la primera reseña de manga de la sección, precisamente con 20th Century Boys. El mundo del manga es aún más grande que el del anime, y si bien gran parte acaba adaptándose en animación, hay decenas de casos que no se adaptan: Por poca popularidad, porque son muy largas, porque se adaptó una del mismo autor y no funcionó, porque ya se hizo un anime, pero no hay presupuesto para una segunda temporada que adapte el resto de la serie…

Hoy hablaremos de una de éstos casos. A fecha de publicación de éste articulo, este manga sólo se encuentra en papel. Lo que es una pena porque, según mi opinión, es de los mejor. Escrito por Naoki Urasawa, uno de los mayores mangakas del medio qué quizás conoceréis por Monster. Pero vayamos paso a paso.

20th Century Boys 2

Introducción

20th Century Boys fue publicado en la revista Big Comic Spirits entre 1999 y 2006, y recopilado en 22 tomos. Tiene una secuela, 21st Century Boys, publicada en 2007 y recopilada en 2 tomos y que es donde la serie verdaderamente termina. Ni la fecha de publicación es casual, debido a que nuestra historia empieza en 1996: Kenji, nuestro protagonista, pronto verá la aparición de unos extraños símbolos usados por una secta, dirigida por alguien que se hace llamar «Amigo»… además, son exactamente iguales a los símbolos que usaban de niños, cuando jugaban a salvar el mundo.

20th Century Boys 3

Bueno, eso pasó hace mucho tiempo. Ahora está ocupado trabajando en un súper, vivendo con su madre, y cuidando a la hija de su hermana.

Como podéis ver, estamos en un thriller de misterio marca del autor. Urasawa va desarrollando una historia que sirve de excusa para plantear un misterio, valga la redundancia: ¿Quién es el misterioso Amigo? ¿Qué sucedió en la infancia de Kenji para que el símbolo que hicieron de niños se use ahora otra vez? Se dan pistas para resolver estas preguntas al tiempo que se crean muchas otras. Sólo en el último capítulo el lector tiene todas las respuestas y se espera que monte el “puzle” por sí sólo, si no lo ha hecho ya. Es una estructura que ya usó en Monster, como sabréis los que la habéis leído/visto, y que se vuelve marca de la casa con ésta obra.

Saltos en el tiempo, robots gigantes, sectas y niños

20th Century Boys 4

Amigo (del japonés Tomodachi) hablando.

Bueno, todo esto está muy bien, ¿pero que hace de 20th Century Boys un manga tan especial? Pues su historia. En muchos sentidos.

El uso de flashbacks es constante durante toda la serie. La serie va desde la investigación de Amigo e intentar evitar sus planes que involucran todo el mundo en el presente, hasta cómo de niños iban a tomar helado y reunirse en su base secreta, en la década de los 60. Todo ello lleno de referencias culturales como mangas, mechas o el aterrizaje a la luna, entre muchos otros. Quizás os suene porque It, de Stephen King, hace algo muy parecido.

Vemos la mayoría de los protagonistas tantos en los flashbacks como en el presente, pero no todos. Algunos se ven sólo en el pasado porque murieron, otros son demasiado jóvenes y no se ven en los flashbacks. 20th Century Boys tiene muchos personajes de mucha importancia (literalmente decenas de ellos), y es muy difícil no simpatizar con como mínimo uno de ellos.

Y ahí es donde ver tantas veces el pasado cobra sentido de verdad. Creedme: durante la serie acabaréis pensando, por lo menos una vez algo del estilo: oh mira, también hicimos eso cuando éramos pequeños. Como, por ejemplo, construir una base secreta.

20th Century Boys 5

Y por último, no nos vamos a engañar, también están para que Urasawa saque músculo: A pesar de los saltos en el tiempo y de los muchos personajes, la historia es fácil de seguir, porque siempre se centra en una cosa. Y se mantiene sólida como una roca. Nunca hay fallos de guión, está todo planeado meticulosamente desde el principio (por ejemplo, en la imágen de arriba, una escena del primer capítulo de la serie, que ocurrirá mucho más adelante), lo cual es muy impresionante, recordando los 24 tomos en total.

En resumen

20th Century Boys tiene muchos personajes carismáticos, una historia profunda y llena de sorpresas, referencias pop de la cultura japonesa, con literalmente decenas de personajes carismáticos y un thriller complejo sin fisuras. Todo con el arte y detallismo del autor de Monster. Es una de las grandes obras japonesas de nuestro tiempo, pero no significa que sea perfecta.

24 tomos son muchos tomos, y la serie lo acaba notando. Los últimos tomos de 20th Century Boys se alargan más de lo necesario y pueden llegar a hacerse pesados. La historia pierde algo de fuelle, y depende de casa persona si remonta un poco (o no) en el último tomo y en 21st. Y si bien no hay fallos de guión, quizás haya alguna explicación que no os guste (no puedo decir más por spoilers).

Y ya para acabar, en España está editado por editorial Planeta y tiene anotaciones muy útiles, pero hay un par no muy bien escogidas y pueden arruinar sorpresas de la trama. No leáis las anotaciones del tomo 3 y 15.

Comenta en nuestro foro qué te parece este manga, y no olvides darte una vuelta por nuestro Magazine. 😉

¿Qué te ha parecido?
LOL
0%
¡¿Qué?!
0%
&/$&%?*
0%
Me gusta
0%
Nope
0%
De Pacoteros para Pacoteros.